Tutoriales y Guías, Marketing

Cómo crear tu propio concurso online en 10 pasos

Por Jose Ángel Villalba Abadia
Cómo crear tu propio concurso online en 10 pasos

Un concurso es una acción de marketing, en la que, invirtiendo unos pocos recursos, podemos obtener gran cantidad de beneficios. Sin embargo, hay que dedicarle tiempo a su organización y ejecución.

Es por eso que hemos desarrollado esta sencilla guía, para facilitarte el proceso de desarrollo de tu concurso online. Así podrás ajustarlo a tus necesidades y metas.


¿Qué me puede aportar la realización de un concurso online?

Son numerosos los beneficios que podemos obtener gracias a realizar concursos en redes sociales o web. Lo mejor de todo es que esos beneficios que, potencialmente, nos pueden aportar este tipo de acciones, suelen ser bastante costosos si los realizamos mediante otros medios. Estos son los beneficios más comunes de los concursos:

  • Tráfico: Un sitio web medio puede llegar a incrementar hasta un 50% más sus visitas. Muchas personas pueden no conocer tu marca y, gracias al concurso, pueden tener una primera toma de contacto.
  • Visitas en Redes Sociales: Estas suelen ser el principal canal de difusión del concurso, por lo que el paso inmediato suele ser visitar el perfil oficial de la tienda o marca que lanza la promoción. Si les gusta, es posible que comiencen a seguirte, incluso puedes hacer que esa sea una condición para participar. En este caso, tendrás unos días (hasta la finalización del concurso) para dar una buena imagen de marca.
  • Conversiones: Es posible que, si tu marca o aquello que vendes encaja con las necesidades o gustos de los potenciales clientes que te han conocido gracias al sorteo, estos se conviertan en clientes reales. Por ejemplo, si les gustó el premio, pero finalmente no fueron los agraciados, se animen a comprarlo por su cuenta, obteniendo así una nueva venta. Es por ello que resulta fundamental acertar con el público objetivo de la campaña.
  • Resultados medibles: Como todo lo que realizamos de forma digital, la principal ventaja es que los resultados que obtenemos son analizables, medibles y comparables con otras campañas previamente realizadas, por lo que podremos calcular fácilmente si esta estrategia nos ha resultado rentable.

¿Qué nos aporta un concurso online?

Diferencias entre un concurso y un sorteo web

Tenemos que conocer las diferencias que existen entre un concurso y un sorteo. Ambos son similares, e incluso pueden llegar a usarse para los mismos fines, sin embargo, la diferencia entre ambos radica en la participación.

En un sorteo, los participantes realizan una inscripción y el ganador surge por azar, utilizando, por ejemplo, una aplicación de sorteo online, similar a una rifa. Por lo tanto la implicación del participante en un sorteo es menor que en un concurso.

Un concurso, por el contrario, implica una participación mucho más activa. Los inscritos compiten entre ellos para generar el mejor resultado posible, y así ganar la competición. Esto crea por lo general un mayor vínculo con la marca que crea el concurso, facilitando la posterior fidelización.

Crear tu concurso en 10 sencillos pasos

1- ¿Por qué realizar un concurso?

Antes de tomarte ninguna molestia, debes decidir si realizar un concurso es la campaña de marketing adecuada. Es posible que ya tengas un objetivo en mente, y busques la mejor manera de llevarlo a cabo. O quizás creas conveniente realizar una estrategia para mejorar tu negocio, pero no te decantes por ninguna. En cualquier caso, debes asegurarte de tener un motivo que te lleve a realizar una acción como esta.

Es importante no abusar de esta táctica. Los concursos son un recurso muy útil y potente pero su encanto reside en la puntualidad de su aparición. Un concurso online que aparece de forma esporádica llama la atención, sin embargo los concursos continuos generan mucho menos movimiento y pierden la efectividad. Resta valor al premio, al considerar que son muchas las opciones de conseguirlo. Deja de ser algo especial.

Ya conocemos lo que nos puede aportar un concurso, así que vamos a suponer que se ajusta a nuestras necesidades y a conocer los siguientes pasos que deberíamos realizar.

2- Información Legal

Es probable que sea el paso más tedioso, pero es básico, puesto que de él depende que se pueda ejecutar o no la estrategia.

Es necesario realizar una investigación previa sobre las bases legales de los concursos que se asemejan a lo que tengas en mente. Debes ser conocedor de la legislación para no cometer ningún delito accidental que pueda acabar con tu campaña, imponerte sanciones económicas, o tener peores consecuencias.

Asegúrate de que tu idea cumple con la legislación, así como de tener las herramientas y personal necesario para efectuarla de manera lícita. Para esto te aconsejamos que consultes a un especialista antes de dar ningún paso o que al menos consultes casos similares que otras empresas hayan llevado a cabo.

3- Definición de objetivos

Una vez sentada la legitimidad de tu concurso, es el momento de materializar la idea. Tal y como ocurre en cualquier campaña de marketing, antes de iniciarla debemos ser muy minuciosos a la hora de pensar qué es lo que queremos conseguir con ella.

  • General: Aquí llega el momento de la lluvia de ideas. Hay que pensar en distintos objetivos a marcar y elegir el que más nos convenga. Es posible que con un fin, por ejemplo, aumentar el reconocimiento de la marca, podamos llegar a una meta más amplia, como aumentar las ventas.
  • Específicos: Una vez escogido nuestro objetivo general debemos plasmarlo en cifras, es decir ¿Queremos crecer? Sí, pero ¿Cuánto? Que lo que queremos es vender, estupendo ¿Cuánto de nuevo? Tenemos que marcarnos un límite, a través de un indicador relevante para ver si llegamos a él o lo pasamos, en cualquier caso esto nos dará la idea definitiva de si nuestro concurso ha triunfado o no.

Es muy importante que los objetivos específicos sean medibles, pero, sobre todo, alcanzables. No sirve de mucho buscar obtener resultados excesivamente altos y poco realistas, como tener el volumen de ventas de Amazon, igual que desarrollar la estrategia no nos aportará mucho si se escogen metas excesivamente bajas. Todo dependerá de nuestro nivel en el mercado y lo que queramos conseguir.

Algunos de los objetivos más comunes para este tipo de estrategias suelen ser:

  • Ventas: El fin más general de cualquier empresa, vender más. Especificado de una forma adecuada, esta meta suele ser propia de empresas con perspectivas de expansión, compañías que cuentan con un mercado definido que buscan el crecimiento y la evolución. No hay que olvidar que estas cifras deben ser coherentes, alcanzables y medibles.
  • Suscriptores y followers: Aunque sean dos conceptos diferentes, van sumamente relacionados. Cuando hablamos de followers nos referimos a amigos, conexiones y seguidores en Redes Sociales. Los suscriptores, en cambio, serán todos aquellos que reciben noticias nuestras a través de las newsletter, por ejemplo. Ambas metas pueden ser independientes, o ir de la mano.
  • Visibilidad: Internet es un terreno muy amplio en el que hay que hacerse un hueco. Para vender de forma profesional lo primero que necesitamos es ser reconocidos, y para que nos reconozcan es preciso tener visibilidad. Las redes sociales crean una oportunidad única para generar un escaparate de largo alcance. Analizar esta finalidad no es algo fácil. Lo recomendable es seleccionar un periodo a comparar con otros de igual duración.
Los objetivos de suscriptores y followers se utilizan en negocios que deben abrirse a un público más amplio.

Todos estos objetivos son tan solo una mera orientación, tú puedes definir los que desees para tu negocio e incluso combinarlos. Nuestra recomendación es que analices cuál es la situación actual de tu empresa y realices una buena lluvia de ideas para seleccionar el que más encaje contigo.

4- Establecer el presupuesto y el premio

Presupuesto y premio de un concurso

Como ya hemos mencionado, un concurso no deja de ser una estrategia de marketing, por lo que es necesario establecer un presupuesto para su ejecución.

Este presupuesto debe contener todos los gastos necesarios para la correcta realización del concurso. Esto incluye, por ejemplo, el premio que vas a otorgar al ganador, otros premios que puedas repartir (segundo premio; premio por participación…), los gastos derivados de estos como costes de envío, o si piensas anunciar tu concurso todos los costes asociados a los anuncios.

En cuanto al premio, es el factor principal de nuestro presupuesto y la esencia de nuestro concurso. En él reside nuestra probabilidad de captación de concursantes, ya que, si es atractivo, tendremos muchas más posibilidades de que nuestros clientes potenciales participen en el concurso online. Este premio debe ser revisado y requete-revisado, analizando las posibilidades disponibles. En primer lugar debemos analizar las opciones, el premio puede ser:

  • En especie: Es idóneo para dar a conocer tus productos. Se trata de ofrecer uno de tus artículos o servicios como premio. Este tipo de premios ofrecen una serie de beneficios positivos para nuestra marca:
    • Es económico: Al ser un producto de producción propia, el gasto será únicamente pérdida por la ganancia potencial que habría supuesto ese producto dentro del stock.
    • Fidelidad: Es posible que los participantes que no han obtenido el premio lo deseen, generando así potencial de ventas. Aunque también hay que cuidar al ganador. Si queda satisfecho con lo obtenido, puede que vuelva a comprarlo, o que confíe en nosotros para un nuevo producto.
  • En metálico: Otra opción es ofrecer una suma específica de dinero. Esta opción es muy atractiva, sobre todo en sectores profesionales (concursos de literatura, diseño, proyectos, etc.). Esta puede ser una opción compleja para una tienda online de tamaño medio, ya que requiere algún trámite legal más y, por lo general, tiene un coste más elevado. Además, una vez conseguido, no queda ningún vínculo entre el ganador y tú.

Menciona los atributos del producto más atractivos para tu target y así conseguirás atraer más público.

Desde Palbin te ofrecemos algunos consejos muy útiles para elegir tu premio:

  • Ofrece premios en especie. Puede ser muy beneficioso para tu marca si eres una PYME o una start-up.
  • No te limites sólo a un premio. Ofrece varios, así los clientes potenciales verán más oportunidades de ganar algo, y se animarán a participar más.
  • Si no eres una gran corporación, no ofrezcas premios excesivos. Curiosamente, las personas participan más en concursos cuyo premio es un producto físico de coste medio. Cuando el premio son enormes cantidades inmediatas o servicios demasiado ostentosos, el pensamiento inmediato suele ser "estas cosas nunca tocan".

5- Concepto y Bases

Es hora de definir cómo va a ser el concurso y los requisitos para participar. Existen muchos tipos de concursos en la web, así que, de nuevo, tendrás que decidir cuál se adapta mejor a tu marca y a tus necesidades.

Tener un formato llamativo aumentará las posibilidades de captar a más participantes. Podemos pedir una imagen, un vídeo, una redacción… Incluso puedes elegir varios formatos. Da rienda suelta a tu imaginación.

A continuación, escogeremos la plataforma en la que lo vamos a realizar. Según el formato que hayamos escogido, y el público objetivo de la campaña, seleccionaremos una u otra plataforma. Puede ser en redes sociales, correo electrónico, en nuestra web…

También necesitaremos definir claramente las bases del concurso, ya que nos evitará problemas legales posteriores. Es fundamental dejar claro bajo qué criterios se escogerá al ganador: mayor número de likes, votación de un jurado… Deberemos hacer a los concursantes conocedores de las mismas. Es recomendable fijarse tanto en la legislación vigente, como en las bases de algún concurso similar al nuestro.

¿Cómo difundir tu concurso online?

6- Método de Difusión

Ya tienes todo preparado, es momento de anunciar lo que vas a hacer. Como en cualquier comunicación que realicemos con un agente externo, es clave seleccionar adecuadamente el canal por el que se transmitirá el mensaje.

Por ejemplo, si nuestro concurso será en Facebook, deberemos realizar allí el anuncio obligatoriamente, aunque no sea excluyente de promocionar tu concurso en otros medios, como una newsletter u otras redes sociales. Resulta aconsejable enlazar la web donde se realizará, para que en un solo click puedan disponerse a participar. También será positivo crear un hashtag personalizado, aunque no sea necesario para el desarrollo del concurso.

Además, si entre tus contactos tienes personas influyentes en tu sector ¡No te cortes! contacta con esa persona y que te eche un cable. Una pequeña mención bastará, pero, si puede mencionarte en más ocasiones, mejor.

7- Efectuar el Concurso

Ya has captado a los participantes, es hora de realizar todo lo que has planeado hasta ahora. Asegúrate de que todo haya quedado claro, resuelve cualquier duda que pueda surgir con la mayor rapidez posible, y mantén el contacto.

Utiliza recursos call to action. Incluye mensajes con llamadas a la acción que inviten a concursar al público objetivo. Recordar los días que quedan hasta la finalización o insistir en la participación puede ayudar a que más gente se anime a participar. Ten en mente que son ellos los que van a llevar lejos tu concurso, así que, cuantos más, mejor.

8- Seguimiento

Durante el periodo en el que el concurso online esté activo, es importante realizar un seguimiento del mismo. Hazle saber a los participantes que has recibido correctamente su inscripción. Puedes enviarles un correo o responder a la publicación que hayan subido sobre el concurso. La comunicación y cercanía es fundamental.

Además, como en cualquier campaña de marketing, debemos estar preparados para la aparición de diversos problemas. Puede que, pese al esfuerzo que has puesto, no estés teniendo una participación muy alta.

De cualquier forma, debemos dejarnos un pequeño margen para poder responder frente a cualquiera de esos problemas que puedan surgir durante la ejecución de nuestra campaña. Eso sí, no te alargues más de lo necesario. El concurso tiene que tener un ciclo de vida y no debemos extenderlo porque podrían surgir quejas y desinterés por parte de los concursantes.

9- Anuncio del ganador

Una vez finalizado el plazo, es hora de anunciar al ganador. Es crucial hacer un anuncio en público y en privado, y en todas las plataformas en las que hayamos difundido el concurso.

Con el anuncio público, conseguiremos dar un cierre oficial, además de evitar sospechas de falsos concursos o sorteos que nunca llegan a entregar el premio. Si es posible, realizar un acto de entrega de premios aportará una imagen de confianza a tu marca.

Por otra parte, con el anuncio privado, estableceremos una relación más estrecha con el ganador. Obtendremos sus datos de contacto para poder enviar el premio si no disponíamos de ellos previamente.

10- Análisis de los resultados

Resulta fundamental medir los resultados de la campaña. Con ello podremos analizar si hemos cumplido los objetivos, en qué medida lo hemos hecho, o que alcance hemos obtenido.

Toda la información, incluso el área geográfica o la edad de los participantes, puede ser útil de cara al futuro desarrollo, no solo de concursos, sino de cualquier campaña de marketing que queramos poner en marcha.

Infografía pasos a seguir para crear un concurso online

¡Ya lo tienes!

Es mucho lo que un concurso puede aportar a tu marca. Es un proceso que requiere trabajo, planificación y dedicación intensiva durante un tiempo pero la relación coste/beneficio suele ser muy positiva para el organizador.

Ya te hemos proporcionado la teoría, es hora de llevarlo a la práctica. Sigue nuestros pasos y comienza a mejorar tu marca creando tu propio concurso online.


¿Quiéres mejorar tu e-commerce?
x
Academia digital ecommerce

Únete a nuestra Academia Digital y recibe los mejores trucos y consejos sobre Comercio Electrónico y Marketing Digital diréctamente en tu correo.

Recibirás un email para confirmar tu suscripción.

Comentarios


No se encontraron resultados.

Deja un Comentario

Tu email no será publicado


©2022 Siokia SL | Palbin.com: Crea tu tienda en dos pasos, 1 y 2. Condiciones de uso y Política de privacidad